Hoy en día, después del lanzamiento de los Airpods de Apple y de su gran acogida por parte de los usuarios, son muchas las personas que se han apuntado a la moda de los auriculares inhalámbricos. No solamente tenemos para amantes de la marca Apple, hay alternativas para Android como los Xiaomi Airdots Pro. Sin embargo, el uso de estos dispositivos parece no ser inocuo, según ha anunciado un grupo de científicos.

Un artículo en el website Medium, pone en duda la seguridad de los Airpods y de otros dispositivos de audio Bluetooth y también alerta de los posibles peligros que pueden suponer para la salud de las personas. Para ello, la conocida publicación ha contactado con Jerry Philips, profesor de bioquímica de la Universidad de Colorado, quien afirma que este tipo de auriculares no son tan seguros como la gente cree.

Philips advierte de que el canal auditivo de los Airpods expone a los tejidos  en la cabeza a niveles relativamente altos de radiación de radiofrecuencia. Estos riesgos pueden conducir al funcionamiento anormal de las células, lo cual puede causar tumores u otras afecciones de salud. Al hilo de estos datos, recordemos que existe una petición de hace algún tiempo en la que se insta a las Naciones Unidas y a la OMS a fortalecer las directrices y los la regulación para dispositivos bluetooth.

Los auriculares inalámbricos emiten radiación

La petición formal de regulación del uso de dispositivos bluetooth, consta de un documento firmado por 250 científicos de más de 40 países diferentes, en el que se advierte de que el uso de ciertos dispositivos inalámbricos puede aumentar el riesgo de cáncer.

Por otro lado, la mayoría de expertos concluye que no hay un nivel seguro de radiación, ya que no es posible evitar la exposición total en nuestras vidas. El doctor Michael Schulder, Director del Centro de Tumores Cerebrales de Northwell Health en Nueva York, asegura que «Si realmente disfrutamos de los auriculares inalámbricos, no hay razón para renunciar a ellos».

El propio doctor, afirma que cada día estamos expuestos a otros dispositivos que utilizamos con más frecuencia y que emiten más radiación que los auriculares inalámbricos, como por ejemplo los teléfonos móviles. Por lo tanto, a pesar de las advertencias, podemos seguir utilizando estos dispositivos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario